domingo, 22 de septiembre de 2013

La generosidad


La generosidad es la virtud de las almas grandes, que encuentran la satisfacción y la alegría en el dar más que en el recibir. La persona generosa sabe dar ayuda material con cariño y comprensión, y no busca a cambio que la quieran, la comprendan y la ayuden. Da y se olvida que ha dado.

El dar ensancha el corazón y lo hace más joven, con mayor capacidad de amar. Cuanto más damos, más nos enriquecemos interiormente.

Antonio Rivero

Salmo 77 - El Señor les dio pan del cielo 

3 comentarios:

  1. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  2. Para las almas generosas, cualquier ocupación es noble. E.

    ResponderEliminar
  3. Así es, pues Dios bendice al dador alegre. Feliz domingo

    ResponderEliminar